José Ángel Lara El Ángel del Mar

Covers Angel Del Mar

Se llama José Ángel Lara Magaña, pero en Zihuatanejo todos lo conocemos como Ángel del Mar y aquí les cuento porqué.
A lo largo de su vida ha rescatado en mar y tierra, a más de 800 personas con vida, más de 300 personas sin vida, y un perrito.

El nombre se lo dieron unos pescadores a quienes rescató a 105 millas del Puerto de Zihuatanejo. Cuando llegó a rescatarlos, dijeron que vieron como si era un ángel ¡Un ángel del mar!

Ángel del Mar, nació prácticamente en el muelle. A los 8 años su mascota era un pez gato que pesaba 5 kilos y que llegó a pesar 80 kilos, hasta que unos niños lo mataron. A esa edad cruzaba nadando la bahía de Zihuatanejo. "El mar es mi casa, sé todo de él".

A sus 10 años, saboreó la sensación de hacer lo que le gusta y que lo marcaría para el resto de su vida: Una persona se había ahogado en la playa La Madera y ya tenían 16 horas buscándolo, él vio a Oliverio, un gran buzo y figura del puerto, le dijo que le diera chance de ir a buscarlo, que él lo iba a encontrar. Bajó y en menos de 10 minutos lo encontró, subió pálido y les dijo ¡ahí está! ¡Ahí está! …

¿Qué sientes? “Salvar una vida es increíble. Entregar el cuerpo de un ser querido a su familia es algo increíble, porque se los llevas, se los entregas. Es algo que no puede explicar en tu corazón, sientes muy bonito. Si has comido una comida que te gusta, que la disfrutas, es algo más sabroso, pero en el corazón, algo muy bonito por dentro”

Él ha desarrollado algo que todos tenemos, quizá dormido, pero con seguridad, ahí está. Me dice que cierra los ojos y que se deja llevar, que siente que algo lo va dirigiendo al lugar donde están las personas. Su brújula, es una medalla de una virgen de Guadalupe, se la trajo de Roma una persona que fue rescatada por él.

La historia de Ángel del Mar me hace pensar en el nivel de conexión que tenemos, entre nosotros y con la naturaleza, él fluye como el mar “Si todos hiciéramos lo que nos gusta, no existirían las enfermedades porque trabajas a un ritmo bonito”.
Su sueño y objetivo, es tener una escuela para niños en búsqueda, salvamento y rescate. Estoy segura de que lo va a lograr.

“Vienes a algo a este mundo, descubrí mi don y me siento contento. Soy un servidor de Dios”.
- Ángel del Mar.

Gracias Ángel del Mar por regalarme esta plática y dejarme saber más de ti y de tu generosidad. Gracias por contarme las historias de aquel niño que es fiel a él mismo hasta el día de hoy.
Orgullosamente es mi paisano.

Texto de Isabel Navarrete

Mas historias Soy Zanca