Mauricio López Moctezuma

Nacido en Zacualpan, localidad situada en el Municipio de Ometepec Guerrero.  En esta población el 99,73%  es indígena, y el 84,55% de los habitantes habla una lengua indígena; asimismo el 52,80% de la población no habla español. Mauricio, que pertenecía a esa estadística fue a la escuela a los 14 años, sin embargo fue un problema el idioma por lo cual la abandonó. Cuenta que tuvo una infancia feliz donde en casa cada uno tenía deberes, se dedicaban al campo sembrando maíz, frijol, tomate y chile, hacían hamacas y bolsos.

Teniendo un hermano en Lázaro Cárdenas y aprendiendo español a los 21 años se trasladó a esa ciudad y más tarde a Zihuatanejo llegando a trabajar como ayudante de albañil donde recuerda que su primer sueldo fue de $5.00 por medio día.

Hijo de una numerosa familia (9 hermanos) viajaba frecuentemente a su pueblo hasta que su madre falleció, trabajó en la construcción hasta que se casó y decidió junto con su esposa dedicarse al turismo construyendo un bungalow, sobre todo él se ocupaba del mantenimiento y atender a los clientes.

A los 33 años empezó a trabajar el barro como un pasatiempo. Rosa Elena, su entonces esposa lo alentaba pues le gustaba lo que hacía, comenzó elaborando máscaras pequeñas, un turista canadiense le quiso comprar pero al principio se rompían, no las podía hornear.

Pasó ocho años experimentando hasta que estuvo medianamente satisfecho - (porque dice que aún no lo está) – Sin embargo, empezó a vender de inmediato desde sus primeras piezas sobre todo con extranjeros

Su primera exposición se organizó en Casa Tucanes en Playa La Ropa y desde entonces ha tenido diversas como en el instituto Lizardi “Guerrero es una cajita”, el “Fandangro” en Acapulco dos veces, exposiciones colectivas en Ixtapa y Zihuatanejo con otros artistas, ferias, museos, en Pátzcuaro en el antiguo colegio Jesuita, restaurante El Agave y el más reciente en Mezgalería. Su escultura “mujer costeña” estuvo expuesta durante la transmisión del programa HOY de Televisa.

Escultura

Mauricio ha realizado más de 400 piezas (ya no recuerda) de todos tamaños pero sobre todo máscaras; cuenta que su favorita es una titulada “Mujer Amuzga”. Una de sus obras que seguramente ya viste es la del busto de Eva Sámano que se encuentra en la escuela secundaria del mismo nombre.

“Cada pieza es única, inspiradas todas en mi pueblo, las mujeres trabajadoras y la cultura indígena, de la cual me siento orgulloso y afortunado” – “Me gustaría en el futuro poner una galería donde además de mi obra se exhiban vestimentas y otros productos elaborados a mano por indígenas de Guerrero”.

Conoce más de la obra de Mauricio López  en su página de Facebook